Acoso escolar (bullying)

Para Dan Olweus, la victimización o “maltrato entre iguales” es una conducta de persecución física y/o psicológica que realiza el alumno contra otro al que elige como víctima de repetidos ataques. La continuidad de estas “relaciones” provoca en las víctimas efectos negativos como descenso en su autoestima, estados de ansiedad e incluso cuadros depresivos, lo que dificulta su integración en el medio escolar y el desarrollo normal de los aprendizajes.

Decidimos trasmitir esta realidad de las clases a nuestros estudiantes universitarios, que son futuros educadores de los grados de educación infantil, primaria, social y pedagogía, al aplicar una  herramienta que pudiera, por un lado, ejemplificar situaciones de la vida real y por otro, mejorar sus aprendizajes.

El eje central es el estudiante, el papel del profesor es ser guía

Optamos por el Aprendizaje Basado en Problemas (ABP) que es un método de enseñanza-aprendizaje que busca que los alumnos se involucren activamente en su propio aprendizaje. El eje central es el estudiante, el papel del profesor es ser guía, se aprende en pequeños grupos cooperativos y los problemas son un estímulo que ayudan a desarrollar conocimientos, habilidades, destrezas y actitudes para resolverlos.  

El objetivo es prepararlos para que sean capaces de enfrentarse a los problemas, identifiquen sus necesidades de aprendizaje y busquen información para resolverlos.

Promueve varios aspectos beneficiosos para la gestión del conocimiento y adquisición de estrategias para el propio aprendizaje; práctica reflexiva;  mejora la comunicación, expresión y adaptación a los cambios.

Nuestros alumnos divididos en pequeños grupos cooperativos de dos o tres personas, dedicaron varias sesiones al desarrollo de las fases del proceso ABP: presentación del problema, identificación de necesidades de aprendizaje, búsqueda de información, reparto de responsabilidades, resolución o no del problema y evaluación.  

El caso abordado fue un hecho real de acoso infantil en un centro escolar y publicado en diversos medios de comunicación.
Presentación del problema: Daniel, tiene 5 años de edad, cursa 2º ciclo de educación infantil en un colegio público y sufre acoso. El problema surge, de forma espontánea, cuando un día llega a clase y un grupo de compañeros, se burla debido a su obesidad. Desde ese momento, no quiere ir al colegio, se muestra con rabietas frecuentes, la autoestima muy baja y tiene dificultades para relacionarse con los demás. Los constantes insultos y risas de sus compañeros, hacen que Daniel tenga un cambio conductual que se manifiesta en que se siente excluido del grupo, vive una situación de soledad, apego a la madre y/o dependencia con la educadora y todo eso, repercute en un bajo rendimiento.

Partes del problema: Daniel, los compañeros del aula, la profesora, el servicio de orientación, el padre y la madre.

Las pautas de actuación de la familia: comprensión de los cambios conductuales, comunicación entre escuela-familia, adaptación a la nueva situación e incremento del apoyo afectivo.

Reacciones de Daniel: involución y pérdida de control de esfínteres, aumento apego hacia tutora y conductas disruptivas en el aula y con sus compañeros.

La hipótesis funcional es que Daniel se siente aislado, marginado e impopular por su sobrepeso. 

Identificación de necesidades de aprendizaje: Tras observar la conducta de Daniel, la profesora tendrá una tutoría con los padres para conocer la situación del entorno familiar y tras el intercambio de información, realizar un plan de actuación.


Hipótesis de intervención: Si la profesora y el  grupo de pares de Daniel, le prestan más atención y realizan actividades lúdico-recreativas con él en las que le involucren, mejorará el comportamiento del niño y su relación con los compañeros.

Algunos de los objetivos planteados: investigar la necesidad de la educación emocional como respuesta a diferentes situaciones; diseñar actividades que favorezcan el desarrollo afectivo; desarrollar habilidades comunicativas en la atención a las familias y alumnos implicados en problemas de afectividad; perder el apego excesivo hacia su profesora;  relacionarse de manera normalizada con sus compañeros; colaborar y coordinar con la familia para la obtención de información y mejoras en los dos entornos fundamentales de Daniel.

Acciones para resolver el problema: Intervención de la familia y la escuela en el ámbito afectivo; verbalización y normalización de la situación y sentimientos; refuerzo positivo en forma de gestos afectivos; reforzamiento de conductas alternativas positivas y realización de actividades que favorezcan el desarrollo afectivo.

Situación de intervención - quién, dónde y cuándo -: Aula y casa; profesora y familia; desde la primera tutoría hasta la resolución del problema.

Aplicación de la intervención: tutoría inicial de información del problema; proceso de observación en el aula; actuación por parte de la familia; seguimiento del proceso; apoyo familiar y realización de actividades grupales en el aula.

A tener en cuenta: actitud comprensiva y paciente; abandonen sus diferencias y mantengan una actitud coherente y constante; escucha activa y evitar culpabilidad del niño.

Tabla de evaluación:

ITEM

SI

NO

¿Ha tenido una mejora en su comportamiento?

 

 

¿Muestra apego por la profesora?

 

 

¿Las rabietas persisten?

 

 

¿Es capaz de controlar esfínteres?

 

 

¿Verbaliza sus sentimientos?

 

 

¿Se relaciona con los pares?

 

 

 

 

Preguntas para la comprensión: ¿Qué problema se plantea en este caso? ¿Cómo interviene la familia y la escuela?  ¿Qué adaptaciones se realizan en el aula? ¿Se cumplen las hipótesis planteadas?

Preguntas para el debate: ¿Por qué es correcta o no esta actuación?  Tú como tutor, si tuvieras un niño en esta situación… ¿qué harías? Si pese a todo esfuerzo no se solucionase… ¿qué habría que hacer? Teniendo en cuenta que no se ha resuelto el problema planteado, además de continuar con la intervención… ¿realizarías algún otro tipo de actuación que provoque una mejora en el niño? ¿Cuál?

En síntesis, tenemos que seguir apostando por  propuestas que motiven y contribuyan a un aprendizaje de mayor calidad.