Noticias sobre Estudios Universitarios sobre Educación

Rúbricas para la evaluación: fundamentos y tecnología

Las principales características de una rúbrica, y qué la diferencia de otros instrumentos de evaluación (como listas de control, escalas de estimación…) son las siguientes:

  • Se trata de una matriz de valoración que facilita la calificación del desempeño de los alumnos.
  • Presenta un conjunto de indicadores graduados que permiten valorar el aprendizaje en logros de análisis de factores, síntesis, aplicación, valoración crítica.
  • Explicita el mayor o menor dominio en habilidades/destrezas competenciales.

El carácter explícito de la evaluación que hace la rúbrica exige que seamos muy cuidadosos a la hora de redactar su contenido para que verdaderamente cumpla su función. En numerosas ocasiones nos encontramos con instrumentos que, bajo el nombre de rúbricas, son en realidad “falsas escalas de estimación”, por no haber formulado adecuadamente su contenido.

Exponemos un ejemplo: imaginemos que queremos evaluar en un grupo de alumnos una presentación oral sobre un trabajo que han realizado. Entre todos los aspectos que podríamos evaluar en una rúbrica, seleccionamos uno, por ejemplo, el “Dominio del tema”. Es fácil encontrarnos rúbricas que lo evaluarían de la siguiente manera:

tabla-1

Sin embargo, este instrumento no responde a las características de una rúbrica, ya que no explicita el dominio de habilidades/destrezas competenciales y, por lo tanto, ni orienta al evaluado sobre qué se entiende por dominar un tema, ni orienta al evaluador para que su valoración sea objetiva.

Una formulación correcta sería la siguiente:

tabla-2

Vemos que esta rúbrica sí cumple con los criterios expuestos anteriormente.

Tratamiento de los datos recogidos

El empleo de rúbricas para la evaluación simplifica la valoración de resultados o procesos, pero requiere tiempo de preparación, como hemos visto, y genera una cantidad importante de información cruzada que luego hay que procesar con cuidado.

Cada vez que empleamos una rúbrica para hacer una valoración, generamos una tabla de datos. Seguiremos hablando de rúbrica para referirnos al instrumento de evaluación en sí, y de tabla de datos para referirnos al resultado de aplicarla.

Cada agente evaluador va a generar una única tabla de datos para cada proceso o producto evaluado. Si introducimos varios agentes evaluadores empleando heteroevaluación, coevaluación y/o autoevaluación, el número de tablas a gestionar se multiplica rápidamente.

En la siguiente tabla se muestra el número de datos que se recogerían en una clase si evaluara solo el/la docente (heteroevaluación), si se evaluara cada persona a sí misma (autoevaluación), si evaluara cada persona al resto de la clase (coevaluación) o bien combinaciones de estas opciones. Se contempla la situación para una clase de treinta personas que trabajan y evalúan de forma individual, y para una clase organizada en ocho grupos de trabajo en los que cada uno actuaría como un agente evaluador.

tabla-3

Como se puede ver en la tabla anterior, las tablas de datos aumentan mucho cuando se hace coevaluación.

Podemos tener la tentación de simplificar cada tabla de datos en un único número, una calificación resumen. Pero, aunque con esto cumpliríamos con una de las necesidades de la docencia, la calificación, perderíamos gran parte de la capacidad que tienen las rúbricas como instrumento para la mejora y el aprendizaje. Si en lugar de un único número, le devolvemos al alumnado una tabla de datos resumen, como la que se expone a continuación, éste recibirá información sobre qué se ha valorado positivamente y cuáles son las carencias del proceso o producto evaluado facilitando la mejora de su desempeño en el futuro y, en definitiva, potenciando el aprendizaje.

tabla-4

Hoy en día, el tratamiento de las tablas de datos generadas tras aplicar una rúbrica en la evaluación de un proceso o resultado se puede simplificar mucho empleando la tecnología adecuada. Diversas plataformas o entornos de gestión del aprendizaje, como Blackboard, facilitan mucho este proceso. Suelen ser plataformas muy potentes que ofrecen gran cantidad de prestaciones para la docencia, pero que requieren de un contrato institucional y tienen un coste.

En este artículo nos vamos a centrar en otras soluciones tecnológicas más limitadas. Todas ellas permiten el empleo de rúbricas para la evaluación de diferentes agentes y la gestión de los datos que se generan con ello. Son gratuitas o su coste no supera los 10€/año y pueden ser empleadas para la docencia por cualquier persona de forma individual, sin necesidad del contrato institucional.

Additio App

Additio App es una solución tecnológica española activa y en constante mejora. Se trata de un cuaderno del profesor avanzado, más orientado al manejo por parte del profesorado de la educación obligatoria pero que se puede adaptar para su uso en la educación superior. Destaca frente al resto de herramientas que se mencionan a continuación porque tiene aplicación para iOS y para Android además de poder trabajar con ella desde la web como las demás. Esto permite que se pueda trabajar con esta herramienta desde un dispositivo móvil incluso sin conexión a internet. El coste de su licencia anual es de 8,99€.

Eduflow

Eduflow es un sistema de gestión del aprendizaje o, como se autodefine la propia empresa, una plataforma de experiencias de aprendizaje. Es el resultado de la evolución de otra herramienta tecnológica anterior conocida como Peergrade.

Eduflow comparte algunas de las prestaciones de nuestro campus virtual y trabaja por asignaturas y grupo de alumnos en cada una. Y además añade algunas opciones de trabajo muy interesantes. Una de ellas es la posibilidad de hacer coevaluación de forma ágil y sencilla. Incluso permite la coevaluación de archivos de cualquier tipo, algo bastante complejo que no ofrecen las otras herramientas aquí analizadas. En todos los procesos de evaluación, se pueden emplear rúbricas.

Eduflow ofrece diversos canales de ayuda al autoaprendizaje, pero es imprescindible el manejo del inglés.

La opción gratuita admite hasta tres cursos activos, con una limitación de cincuenta personas en cada uno de ellos y un máximo de 3Gb de datos generados.

CoRubrics

CoRubrics se diferencia de las anteriores en que es una herramienta preparada exclusivamente para el trabajo con rúbricas. Se trata de un software desarrollado por un docente, Jaume Felieu, que ya está muy consolidado con los años de uso de la comunidad educativa.

En CoRubrics la gestión de todo el proceso de evaluación se realiza desde una hoja de cálculo de Google Drive.

Para hacer coevaluación en una clase, activamos el complemento CoRubrics desde una hoja de cálculo en blanco de Google Drive y a continuación:

  1. Rellenamos la tabla que recoge la información de la rúbrica.
  2. Introducimos los datos del alumnado. Será necesario introducir el nombre y apellidos y correo electrónico de cada uno de ellos.
  3. Generamos el formulario que se empleará para hacer la evaluación y registrar cada tabla de datos.
  4. Enviamos un correo electrónico al alumnado con el enlace al formulario de la evaluación.
  5. Procesamos los resultados una vez que los agentes evaluadores hayan completado la evaluación y generamos una calificación final para poder exportar a otras hojas de cálculo de nuestra asignatura si así lo deseamos.
  6. Por último, podemos enviar un correo electrónico personalizado con una tabla que recoge la valoración media que ha recibido cada persona.

Por su parte, el alumnado:

  1. Recibirá un correo electrónico invitándole a participar en la evaluación pinchando en un enlace.
  2. Accederá a un formulario de Google en el que deberá introducir su correo electrónico (el mismo en el que recibió el correo anterior, no es imprescindible que sea una cuenta de Google).
  3. Rellenará el formulario eligiendo primero a quién evalúa y posteriormente aplicando la rúbrica ítem a ítem.
  4. Enviará esa evaluación y repetirá el proceso si es necesario para evaluar a otra persona o grupo volviendo al paso II.
  5. Recibirá un correo electrónico con la valoración final recibida (opcional).

En este enlace podéis ver un tutorial de todo el proceso: evaluación con rúbricas con CoRubrics.

En conclusión

En el contexto del Centro Universitario Don Bosco y con las herramientas de que disponemos, si el profesor o profesora busca una herramienta para emplear rúbricas para la evaluación de una presentación en clase, la herramienta ideal es CoRubrics.

Para hacer coevaluación de diferentes productos recogidos cada uno en un archivo, la única opción es Eduflow, que va a permitir dar acceso a diferentes archivos a cada agente evaluador.

Para poder gestionar la clase, incluida la evaluación con rúbricas, desde un dispositivo móvil y poder realizar algunas acciones sin necesidad de tener acceso a internet, Additio App es la respuesta.

tabla-5